Consejos de adelgazamiento

La correcta alimentación – Parte III: recomendaciones y directrices

Y por fin llegamos a la última parte de esta entrada: esto es peor que una trilogía 😫. ¡Aquí daré una serie de consejos e imprescindibles!

Primero de todo: ¡no comer es un error!

Si comemos, vamos a soltar (lo que viene siendo aceleramos el metabolismo). Esto es un hecho. Si no comemos el cuerpo es inteligente y la siguiente vez que le demos de comer va a decir “nanai voy a soltar yo grasa, me voy a quedar con toda la comida porque no sé cuando éste me va a volver a dar de comer”, así que el metabolismo se ralentiza, y todo lo que comas te engorda, aunque sea una ensalada.

Por otra parte, no es infrecuente ver gente que como se va de fiesta y va a beber no come antes para compensar las calorías del alcohol, o sale de trabajar se toma un par de cervezas con los del trabajo y luego no cena porque ya son muchas calorías… es uno de los mayores errores que existen. Compensar, no funciona.

Ni que decir tiene que el alcohol es malísimo para el organismo, ya no me refiero como droga que es (que también), sino a nivel de dieta: son todo azúcares y calorías vacías, hace trabajar en exceso a órganos que tienen que estar bien para por ejemplo metabolizar las proteínas correctamente (que esas si adelgazan), y no tiene ningún nutriente útil.
¿Qué pasa entonces? que estás metiendo azúcar y calorías al cuerpo, pero los nutrientes de la cena no los vas a tener. Vaya, ¿vosotros cogeríais un martes por la noche y os tomaríais 30 azucarillos de azúcar blanco para cenar con un poquito de agua para que pase, y ya, ¿sin un filete ni una ensalada por lo menos? no, a nadie se le ocurriría cenar azúcar a palo seco (bueno, siempre hay algún iluminado de la vida, a saber! 🙈)… pues eso es lo que hacéis.

Si vais a beber cuando salgáis (que ya os digo que te diviertes igual sin beber), pues asumir que ese día la habéis fastidiado, que habéis tomado la decisión de saltaros la dieta, que por mucho que te hayas portado bien los dos días de antes y lo hagas muy bien los dos días de después, ya esos son para paliar los efectos del alcohol, pero ¡por lo menos come! ¡dale a tu cuerpo lo que necesita para que los órganos funcionen bien!

Es decir: ¡¡no te puedes saltar comidas!! ¡se hacen 5 diarias obligatoriamente!

Segundo: si comes bien 5 días, y te das a la vida loca el finde, vas a engordar.

A ver, que está muy bien que hagas dieta de lunes a viernes, esa es la parte fácil porque es una dinámica más de trabajo y casa, menos social, y puedes mantener horarios… Pero si llega el fin de semana y “te lo saltas porque te lo mereces”, y quedas a cenar con unos, luego sales de fiesta, al día siguiente el vermut, luego comida en casa de los padres por un cumple, luego merienda de tortitas con unos amigos que hace mucho que no ves… la has liado. Todo lo que hayas adelantado entre semana, lo acabas de echar por tierra.
El cuerpo va a estar el lunes con menos energía, con más grasas, va a volver a tener mono de comida basura y dulce, e incluso (aunque os parezca broma) si habéis bebido alcohol y vais al gym vais a sudar alcohol (que os lo digo yo, que hay algunos los domingos por la mañana que huelen… que distingues perfectamente lo que bebió la noche anterior).

Eso si, esto de no irse de madre no tiene nada que ver con el siguiente punto…

Tercero: obligatoria una cheat-meal a la semana.

La cheat-meal es una comida trampa. Ese maravilloso y preciado momento con el que todos soñamos 💖💕💓💞💝😅.
La lógica lo explica: si a tu cuerpo lo mantienes siempre comiendo cosas sanas, y no te saltas nunca un poquito la dieta, el día que le des algo de comer diferente lo va a coger como si no hubiera un mañana porque va a pensar “no sé qué es esta mierda, pero sabe muy bien, así que me la voy a quedar a morir porque nunca me la das” (si, ya veis las conversaciones que se traen nuestros cuerpos a nuestras espaldas 😂).

Así que hay que engañar al cuerpo un poquito. En una comida a la semana podéis daros un capricho… yo aprovecho a que sea el día que hago planes con la gente para comer o cenar fuera, y así la dieta no te impide tampoco mucha vida social (si podéis, mejor comer, recordad lo que hablábamos en otro post que después de cenar nos vamos a dormir así que se acumula). Pero vaya, ¡sin ningún cargo de conciencia disfrutad! es vuestro momento, ¡os lo habéis ganado!!

Pero solo es una comida (no el finde que se ha pegado el de la recomendación número 2 😏). También os digo que si no sois como The Rock, entrenáis sus mismas horas y lleváis a dieta tanto tiempo, no os podéis permitir una cheat meal consistente en 4 pizzas familiares 😂:

La cheat meal también tiene una función muy importante (a parte de que nuestro cuerpo no nos critique a nuestras espaldas 😝 y siga perdiendo grasa porque sabe que va a comer), y es la función psicológica. Mantenerse comiendo siempre bien, sin poder comerte un helado, un bollo, una hamburguesa o una pizza es duro, muy duro.
Si un día a la semana tienes esa comida de recompensa, cuando estés comprando y quieras saltarte la dieta y comerte algo de chocolate porque has tenido un día de mierda y no te apetece ir a casa y comer ensalada vas a pensar “no, venga, un esfuercito más que pasado mañana tengo la cheat meal”, o cuando pienses en comida porque tengas un antojo puedes prever: pues en esta cheat meal me voy a comer un brownie, porque llevo toda la semana pensando en brownies.
Es una forma de anticipar esa sensación de endorfinas que te causa comer algo rico, sin tenerlo que comer en ese momento, y reforzar que sigas haciendo dieta porque sino no te has ganado la cheat-meal.

Ni que decir tiene, que cuando lo que no te sobran son 50 kg, sino 4 kg, y no vives de tu cuerpo como The rock o atletas profesionales… las cheat meal son más pequeñas pero la gente puede tener 3 o 4 caprichos a la semana sin que sea un drama.

Igualmente, según se vaya adelgazando, la cheat meal pasará a ser 2 a la semana, después a 3, y después a moderar la comida pero comer “normal” y así progresivamente, ya lo hablaremos…, simplemente porque nadie se mantiene toda la vida haciendo dieta, y el problema de pasar de dieta a comida normal de golpe es que hay efecto rebote. Los acercamientos deben darse poco a poco. Lo ideal es establecer una forma de vida adecuada, con hábitos saludables, cuidarte pero comer de todo (incluso dulces y comida de restaurante).

Imprescindibles:

Resumen de los imprescindibles fuera de cheat meal:

– No alcohol (en la cheat meal se permite cerveza o vino).
– No galletas, bollos, chocolate, dulces, etc. que no sean hechos por ti con las recetas fit de la web.
– No helados procesados: ni de hielo, ni normales.
– No refrescos (en la cheat meal se permite zero azúcares o light).

– BEBER 2 A 4 LITROS DE AGUA DIARIOS (no me sirve otros líquidos, solo agua o té casero).
– 5 comidas diarias SIEMPRE.

– Nada de fritos: hacer la comida a la plancha, al horno, cocida, al vapor…
– No usar NUNCA aceite de girasol, solo oliva (y mejor oliva virgen extra).

– Pasta solo 1 vez cada dos semanas (hasta que te sobren unos 30 kilos, luego puede ser 1 a la semana; y a partir de que te sobren menos de 10 kilos, pueden ser 2 a la semana).
– Arroz 1 vez a la semana (2 si entrenáis muy fuerte).
– Máximo 5 huevos a la semana (usar mejor claras de huevo).
– 2-3 latas de atún a la semana  y 1-2 noches de salmón fresco a la plancha.
– Máximo 2 días a la semana jamón serrano en desayuno (con la tostada) o en la comida (guisantes con jamón, melón con jamón….). SIN la parte blanca.

– 3 frutas máximo al día (mínimo 2), y no muy maduras.

Cuando en el post anterior hablaba de “1 fruta” las referencias son: 1 kiwi, 1 plátano, 2 mandarinas, 200 gr de sandía, 200 gr de melón, 5 fresas, 3 o 4 albaricoques, 1 nectarina, 100 gr de cerezas pesadas con pipa, 1 manzana, etc.

Las frutas según el mejor momento para tomarlas:
– En el desayuno: kiwi, fresas, nectarina, mandarina o zumo de naranja.
– En la media mañana: plátano, fresas, nectarina, o albaricoques.
– En la merienda: sandía, melón, cerezas o manzana.

¡¡¡Y hasta aquí!!!

Besotes!!

Pd: recordad que tenéis descuento en los productos de alimentación, suplementación, etc. de la web de MasMúsculo poniendo en el carrito, en el apartado para “cupones”: YARA.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.